miércoles, junio 22, 2022
InicioCómo¿Cómo encontrar las mejores ofertas en hoteles?

¿Cómo encontrar las mejores ofertas en hoteles?

Después de elegir el destino de nuestras vacaciones, el siguiente paso consiste en encontrar ese alojamiento perfecto a nuestras necesidades. Si optamos por un hotel de gama media o alta en función de nuestro presupuesto. Si contratamos alojamiento únicamente o podemos disfrutar del desayuno incluido, de media pensión o incluso de pensión completa. O si contratamos una habitación con vistas. El objetivo es conseguir el mejor hotel disponible al mejor precio y en este camino hay muchos trucos y consejos, como veremos a continuación, aunque todo comienza accediendo a Amimir.com, el nuevo buscador de hoteles.  

La búsqueda del mejor alojamiento posible para nuestras vacaciones es, ahora, una tarea sencilla merced a la ayuda que nos proporcionan las nuevas tecnologías. En este sentido, podemos ayudarnos de usar un buscador, como mencionábamos anteriormente, o de acceder a las páginas corporativas de los establecimientos hoteleros. O de cualquier otra página destinada al sector del turismo. Siempre estaremos accediendo a una ingente base de datos y, después de analizar servicios y precios, hacer esa contratación que mejor se ajusta a nuestro presupuesto y necesidades del viaje. Y tendremos la seguridad de haber realizado la mejor contratación posible después de haber leído experiencia de otros viajes durante su estancia en esos sitios de pernoctación.

Con estas herramientas digitales resulta más sencillo ese proceso de búsqueda, pero también puede derivar en una mayor información que acabe por generarnos dudas acercar de qué establecimiento hotelero deberemos contratar. Con el propósito de evitarte problemas de información y análisis, te vamos a proporcionar una serie de consejos básicos, de trucos sencillos, que a buen seguro te ayudarán a facilitarte tu proceso de selección.

Si empezamos usando un buscador, lo básico es aprovecharnos de los diversos filtros que éstas aplicaciones ofrecen, puesto que de esta manera estaremos acotando el número de resultados y veremos aquellos hoteles que se ajustan más a nuestros requisitos: desde distancias, precios, opiniones, servicios que ofrecen, etcétera. Si no aplicamos estos filtros, a buen seguro que perderemos el foco de encontrar el mejor destino y estaremos perdiendo nuestro tiempo, y esto no sólo nos puede acabar desesperando, sino haciendo perder dinero.

A la hora de usar un buscador, o cualquier otra página de hoteles o de agencias, conviene hacerlo a través de una VPN, una herramienta que ocultará nuestra dirección IP de conexión y quizá podamos encontrar precios que nos acaben sorprendiendo gratamente.

La ubicación tiene un coste

Obtenidos los primeros resultados, debemos hacer una selección de dos o tres hoteles como máximo, con el objetivo de comparar precios y servicios entre todos estos centros de alojamiento. El objetivo es evaluar qué hotel se ajusta mejor a nuestras necesidades. Y, por último, poder buscar ese sitio donde el precio se ajuste mejor a nuestro presupuesto.

Si hablamos de dinero, otro consejo a aplicar es reservar con suficiente antelación a nuestras vacaciones e incluso evitar, si es posible, esos meses denominados como de temporada alta. Bien es cierto que esto debemos compatibilizarlo con la posibilidad de elección de nuestros días de vacaciones. Esto entronca con otro consejo o truco, como deseen calificarlo y consistente en ser flexibles en los días del viaje. Es decir, si reservamos para los fines de semana siempre resultará más caro en la factura. O incluso podemos encontrarnos que resulta imposible reservar en ese hotel elegido debido a la alta ocupación.

Aprovechando las bondades de las nuevas tecnologías debemos aprovechar esos posibles días de descuentos y ofertas generales que se ofrecen a los consumidores; suscribirnos a nuestros hoteles preferidos o buscar ofertas especiales que puedan encontrarse en las diferentes aplicaciones de turismo. Seguramente siempre encontraremos alguna buena oferta. No siempre consistente en una rebaja del precio, sino, quizá en el regalo del desayuno para un determinado número de días de reserva en ese hotel.

Si queremos ahorrarnos un dinero, un buen consejo es reservar en aquellos establecimientos hoteleros que están alojados de los centros neurálgicos. Porque ya saben que una buena ubicación suele elevar el precio de pernoctación. No obstante, debemos tener cuidado con esta decisión porque debemos evaluar si contamos o no con algún medio de transporte para regresar al hotel después de un buen día de turismo. Quizá nos ahorramos un dinero en el hotel, pero gastamos más dinero en el medio de transporte.

Finalmente, otros dos consejos. Suscríbete como cliente en aquellos hoteles que sean de tu agrado, puesto que la mayoría están desarrollando diferentes programas de fidelización, lo que conlleva algún que otro descuento. Y, obviamente, no te olvides de reservar tus vacaciones con la opción de cancelación sin penalización. Esto debes hacerlo siempre que no tengas la seguridad de poder acudir puntualmente en tus vacaciones por cualquier cambio inesperado; aunque si, por el contrario, sabes que irás a ese hotel en esos días reservados, no incluyas esas cláusulas, pues en algunos casos quizás te ahorres un dinero.

RELATED ARTICLES

Destacado