La ciudad e Pittsburgh en Pensilvania

La ciudad de Pittsburgh se encuentra emplazada en el lugar en el que se unen los ríos Allengheny y Monongahela para formar el río Ohio.

Tras un pasado industrial, la ciudad se ha reconstruido, convirtiéndose en una de las zonas urbanas mas tranquilas para vivir del estado de Pensilvania.

La ciudad de Pittsburgh cuenta con un aeropuerto internacional al que operan vuelos desde España entre otros países. Desde ciudades como Madrid o Barcelona es posible obtener vuelos baratos a Pittsburgh gracias a aerolíneas de bajo coste. Además de convertirse en una ciudad residencial y de negocios hoy Pittsburgh cuenta con varios atractivos que atraen al turismo como el Andy Warhol Museum o el Kenywood Amusement Park.

El museo Andy Warhol, que atrae hasta la cuidad a numerosos visitantes desde su apertura en 1994, se encuentra en el extremo norte de la ciudad. Se trata de un antiguo almacén, con un exterior cubierto de azulejos y un interior ultramoderno y con gran iluminación.La ciudad e Pittsburgh en PensilvaniaLos amantes del arte no deben dejar de visitar el Carnegie Museum of Art, que alberga colecciones que abarcan desde esculturas del antiguo Egipto hasta obras impresionistas y modernas estadounidenses. La sala de esculturas de dos plantas recrea el interior del patio de Atenea, en Atenas, gracias a sus columnas y vaciados de la época clásica griega. Contigua, La sala de arquitectura, contiene reproducciones de algunos de los mejores detalles arquitectónicos clásicos, medievales y renacentistas. En el mismo complejo de halla el Carnegie Museum of natural History, con exposiciones temporales.

Para conocer la ciencia a través del juego de una manera sencilla basta visitar el Carnegie Science Center, en Allegheny Avenue, con exposiciones interactivas y una recreación en miniatura de la ciudad. Otro lugar curioso de visitar es la Cathedral of Learning, un gran edificio que alberga las Nationality clashrooms, aulas que representan cada una de las comunidades étnicas de Pittsburgh meticulosamente, decoradas con muebles que representan una época y un lugar determinados.

Al sur de Pittsbugh también hay lugar para la diversión gracias al parque de atracciones Kennywood construido en 1905. El parque cuenta con un espectáculo de acrobacias y un tiovivo antiquísimo fabricado en 1926 que hace las delicias de grandes y pequeños, además de otras emocionantes atracciones.

Además de los atractivos mencionados, sus ríos ofrecen la posibilidad de realizar actividades acuáticas y la oferta cultural de la ciudad es amplia. Una ciudad muy completa por descubrir y que puede contemplarse desde la cima del Monte Washington a la que se accede en funicular.

Imagen destacada |
Sin comentarios todavía

Comments are closed