Portinatx en Ibiza

Situada en el extremo norte de la Isla de Ibiza, la Bahía de Portinatx conforma un puerto natural y atrae el turismo por la belleza de de sus paisajes naturales. Paisajes entre los que se esconden pequeñas calas vírgenes y un conjunto de arenales que llaman la atención.

Se llega a la Bahía de Portinatx a través de la localidad de San Joan. En el recorrido hacia la bahía, situada a 5km del pueblo de la localidad de Portinatx, se encuentra Cala Xarraca, con fondos pedregosos y con pequeños islotes accesibles a nado desde la misma playa. Siguiendo el camino paralelo a la costa, la cala S’illot des Renclí, configura un rincón pintoresco en el que se combinan aguas turquesa, el pinar a bordear para alcanzar el mar, un pequeño conjunto de casetas varadero y un restaurante clásico en el que degustar pescado del norte de la isla. Si continuamos la costa, Cala Xucar, una cala virgen y muy tranquila, es la última antes de llegar a la Bahía.

Playas en Portinatx en Ibiza

La Bahía de Portinatx, cuenta con 3 playas: S’Arenal Gros, la mas extensa y cercana al aparcamiento, S’Arenal Petit, la mas escondida y el Playa Porto, las mas llamativa de todas, rodeada de una pequeña colina cubierta de pinos y desde la que se divisa el faro de Punta de Moscarter. Todas ellas son playas de arena natural, con pendiente escasa por lo que se puede disfrutar de un baño seguro y cuyo fondo marino presenta bastante fauna marina de la que se puede disfrutar buceando.Portinatx en Ibiza
Buceo y Windsurf en Portinatx Ibiza

Además de sus playas, en la zona de la Bahía, pueden practicarse distintos deportes náuticos como vela, motonáutica, windsurf o buceo. Cercano a la zona de playa, existe un pequeño núcleo urbano, con comercios, restaurantes y locales de ocio, en el que también existe la posibilidad de alojamiento.

Calas y Playas de Ibiza

Partiendo desde el núcleo y conduciendo hasta lo alto de un acantilado, se descubre la playa de Es Caló d’en Serra, una playa paradisíaca con un camino de difícil acceso pero a la que merece la pena asomarse. Por las vistas que ofrece de toda la costa norte y sus alrededores, otra visita recomendable es la Torre de Portinatx, una torre de vigilancia costera de dos pisos construida en el siglo XVIII y que hoy se encuentra abandonada.

Para llegar a Portinatx, la mejor opción es alquilar un coche y recorrer los 35km que separan la Bahía del Aeropuerto de Ibiza, al que existen vuelos baratos desde numerosas localidades de la Península. Una vez en Bahía de Portinatx, un ambiente familiar invitará al visitante a disfrutar de sus playas y de las posibilidades que el mar ofrece.

Imagen destacada |
Sin comentarios todavía

Comments are closed