Sangüesa, en Navarra

Situada justo a orillas del río Aragón, en la mágica Comunidad Foral de Navarra, la villa de Sangüesa es uno de los mayores espectáculos para todos los sentidos de esta región. Además, se constituye como un enclave importante en el Camino de Santiago, sobre todo para los peregrinos que llegan desde la zona de Jaca o de Somport, los cuales se adentran en Sangüesa para conocer un precioso patrimonio histórico-artístico digno de visitar.

Lo que podéis observar en la imagen es, sin duda alguna, todo un emblema de la villa, un Monumento Nacional comenzado a construir en el siglo XII, aunque terminado en el XIV. Se trata de la iglesia de Santa María, la cual alberga en su interior diferentes tesoros artísticos, como la talla gótica de Santa María de Rocamador, del siglo XV.

Otros sitios de paso podrían ser la iglesia de Santiago el Mayor, templo construido entre los siglos XII y XIII, o la iglesia de San Salvador, un templo gótico de finales del siglo XIII.Sin embargo, muy cerquita de la majestuosa iglesia ya citada, la de Santa María, nos topamos con el Palacio Real, también conocido por el nombre del Palacio-Castillo del Príncipe de Viana. Dicho palacio no fue más que el lugar de residencia de los monarcas navarros del siglo XIII.

Sin comentarios todavía

Comments are closed